Lo esencial de… montar una peluquería.  © Digital Vision AGE Fotostock

En el caso de una peluquería, aparte de verlo solo como un negocio que pudiera ser muy lucrativo, si tienes el tiempo y la disposición, deberías prepararte antes aprendiendo un poco de su manejo y de los servicios básicos que se prestan allí; ya sea por medio de experiencia –trabajando previamente en un salón de belleza- o estudiando unos cursos cortos que te enseñen la realización práctica de ciertos servicios para que tengas las herramientas en tus manos de cómo aplicarlas en caso de necesitarlas alguna vez. 

Obviamente no se trata de que te conviertas en un estilista o ni siquiera que aprendas a hacer todos los servicios que uno daría, pero sí saber sobre las bases, para que al momento de elegir y seleccionar entre tus aliados y personal de confianza, sus calificaciones y experticia no sean un misterio para ti.   

Crea un plan de negocio para que no se te olvide ningún detalle y tómate el tiempo necesario para irlo desarrollando. Te ayudaremos con los puntos básicos necesarios para montar una peluquería. 

Buscar la mejor ubicación. Cuando tienes un negocio que depende directamente de la entrada diaria de clientes, la ubicación es un aspecto primordial. En especial cuando estamos hablando de una peluquería, que al menos que adquieras una ya con una clientela establecida, debes buscar el “punto” mas favorable. Es ideal un centro comercial o en local donde haya muchas oficinas alrededor, con bastante tráfico de gente, así ya tengas una clientela fija, siempre llegarán nuevos clientes a solicitar los servicios de tu salón. Debes hacer un estudio de mercado de la zona, ver cual es tu competencia y comparar los precios de los servicios.