Sergio Sendel: Graco y Valeria // © WENN.com

Ampliar imagen

Sergio Sendel: Graco y Valeria

Uno de los villanos más temidos de las telenovelas (Muchachitas, Mañana es Para Siempre, etc.), en la vida real es también un hombre de carácter fuerte que no se intimida ante nada... Bueno, ante casi nada, pues reconoce que el día que se convirtió en padre de los mellizos Graco y Valeria (12 años), lo que presenció durante el nacimiento fue algo que sí logró "sacarlo de onda". "Todo iba muy bien y yo estaba grabando el parto. Salió el primero y todo tranquilo. Pero, cuando salió el segundo bebé... ¡Nadie se imagina como sacan al segundo bebé en un parto así! El médico tiene que pegarle al estómago de la mujer, es como si lo sacaran a empujones... Por supuesto que no pude verlo. Se me nubló la mirada. Tuve que pasarle la grabadora (de video) a otro médico. Quedé muy impresionado." Mucha agua ha corrido desde entonces, y aunque es uno de los actores de mayor demanda en la televisión latinoamericana, siempre trata de estar con ellos: "No voy a ser hipócrita diciendo que me tiraba al piso a jugar con ellos, o que los llevo a sitios para que la gente piense bien de mí. De eso se encarga su mamá. Vamos a la playa juntos, vamos a comer a restaurantes... A mi manera soy cariñoso, también enérgico y a la vez tierno. Yo trabajo, estoy pendiente de ellos, soy un padre preocupado por proteger a su familia, como otro cualquiera."