Mito #3: Puedes entrenarlo para que crezca de maneras distintas (John Slater/Getty Images)

Ampliar imagen

Realidad: Ese remolino es parte tuya, como tu altura y tu sentido del humor. Los folículos capilares crecen bajo patrones establecidos y no hay mucho que se pueda hacer para cambiarlo. Por supuesto, con suficientes productos y una secadora puedes conseguir que haga prácticamente cualquier cosa, pero sólo por un rato. ¿El mejor consejo para remolinos, rizos y otras anomalías? Trabaja con tu estilista para encontrar un aspecto que destaque tus virtudes y oculte las cosas que no te gustan.